Menú

‘No hay mayor bendición que ser un instrumento en las manos de Dios’, dice el obispo Budge a los misioneros del CCM de Provo

‘Primero debemos comprometernos con el proceso de venir a Cristo, a través del arrepentimiento, para ayudar a otros a hacer compromisos que los acerquen a Jesucristo a través del arrepentimiento’

PROVO, Utah — Fue un partido de béisbol reñido, pero después de que Francisco Cabrera conectara un sencillo de dos carreras en la parte baja de la novena entrada, los Bravos de Atlanta avanzaron a la Serie Mundial en 1992. A la mañana siguiente, la portada de un periódico dominical mostró una foto de Cabrera, con su bate en el centro de la imagen.

“Pensé: ‘¿Y si ese bate pudiera hablar?’”, dijo el obispo L. Todd Budge, segundo consejero del Obispado Presidente, a los misioneros en el Centro de Capacitación Misional de Provo. El bate podría contar lo maravilloso que se sintió al hacer volar la pelota y presenciar la victoria de primera mano desde el plato. Sin embargo, el bate en sí no ofreció el golpe ganador.

“Así es ser misionero”, continuó el obispo Budge. “No se trata de ser el bateador de jonrones, ese es Dios, sino de ser el bate. Sólo deseamos ser el mejor bate que podamos ser. Queremos ser un instrumento en las manos de Dios. Él los tomará a cada uno de ustedes en Sus manos y hará algunos de los milagros más asombrosos, y estarán justo donde está la acción”.

El obispo L. Todd Budge, segundo consejero del Obispado Presidente, habla en un devocional en el Centro de Capacitación Misional de Provo en Provo, Utah, el martes, 28 de noviembre de 2023. | Adam Fondren, para Deseret News

El martes, 28 de noviembre, el obispo Budge habló ante los nuevos misioneros en un devocional en Provo, Utah. Lo acompañó su esposa, la hermana Lori Budge, quien también pronunció unas palabras. Hablaron de acercarse al Salvador y ayudar a otros a hacer lo mismo interiorizando y compartiendo Su luz.

El obispo Budge dijo: “No hay mayor bendición que ser un instrumento en las manos de Dios”.

El obispo L. Todd Budge, segundo consejero del Obispado Presidente; y su esposa, la hermana Lori Budge, hacen señales de corazones ante los misioneros después de un devocional en el Centro de Capacitación Misional de Provo en Provo, Utah, el martes, 28 de noviembre de 2023. | Adam Fondren, para Deseret News

Invitar a las personas a venir a Cristo

El objetivo de un misionero es “invitar a las personas a venir a Cristo al ayudarlas a que reciban el Evangelio restaurado mediante la fe en Jesucristo y Su Expiación, el arrepentimiento, el bautismo, la recepción del don del Espíritu Santo y el perseverar hasta el fin”. El cumplimiento de este objetivo comienza con la interiorización de estos principios antes de alentar a otros a seguirlos.

“Para ser un misionero exitoso”, dijo el obispo Budge, “primero debemos comprometernos con el proceso de venir a Cristo, a través del arrepentimiento, para ayudar a otros a hacer compromisos que los acerquen a Jesucristo a través del arrepentimiento”.

Cuando se desvían de la rectitud, dijo, los misioneros pueden arrepentirse para convertirse en instrumentos más poderosos en las manos del Señor y, en consecuencia, ver Sus milagros.

“Pueden enseñar el arrepentimiento de manera más auténtica y poderosa si ustedes mismos se arrepienten todos los días”, dijo el obispo Budge, porque el arrepentimiento de un misionero amplifica su objetivo de invitar a las personas a Cristo.

El obispo L. Todd Budge, segundo consejero del Obispado Presidente, habla en un devocional en el Centro de Capacitación Misional de Provo en Provo, Utah, el martes, 28 de noviembre de 2023. | Adam Fondren, para Deseret News

El éxito misional proviene del esfuerzo y del amor

“Su éxito no depende de cómo otros elijan responderles a ustedes o a sus invitaciones”, dijo, porque tienen albedrío para aceptar o no el mensaje del evangelio. “Su responsabilidad es enseñar clara y poderosamente, para que puedan tomar una decisión informada que los bendiga. En otras palabras, su éxito no depende de nadie más”.

Los esfuerzos misionales no necesitan ser perfectos, dijo el obispo Budge, pero Dios “espera que lo intentemos. El presidente [Russell M.] Nelson suele decir: ‘El Señor ama el esfuerzo’. No se trata de perfección. Se trata de esfuerzo, de deseo y de compromiso”.

Una manera poderosa de mostrar este compromiso de predicar el evangelio es seguir el segundo gran mandamiento “amarás a tu prójimo como a ti mismo” (Marcos 12:31).

“Solía ​​pensar que la mejor manera de amar a alguien era ayudándolo”, dijo el obispo Budge. “Pero al pensarlo, creo que realmente la mejor manera de ayudar a alguien es amándolo”.

El obispo L. Todd Budge, segundo consejero del Obispado Presidente, habla en un devocional en el Centro de Capacitación Misional de Provo en Provo, Utah, el martes, 28 de noviembre de 2023. | Adam Fondren, para Deseret News

Compartir la luz de Cristo a través de las acciones

Los misioneros pueden compartir el amor de Cristo con quienes los rodean a través de sus acciones. El Salvador mismo declaró en 3 Nefi 18:24: “Alzad, pues, vuestra luz para que brille ante el mundo. He aquí, yo soy la luz que debéis sostener en alto”.

“Ustedes no son la luz; Él es la luz”, explicó el obispo Budge. “Su luz brilla a través de ustedes para que otros puedan sentirlo, verlo y llegar a conocerlo”.

El élder Carson Mills de Morgan, Utah — quien está asignado a la Misión Bolivia Cochabamba y tiene una reasignación temporal a la Misión Texas Houston Este — dijo que el servicio es una parte clave de la obra misional.

“Cristo siempre sirvió a las personas a las que enseñó”, dijo el élder Carson, “y el servicio es una excelente manera de sentir el Espíritu y compartir el amor de Cristo con otras personas”.

Su compañero, el élder Daniel Talbert, de Renton, Washington — también asignado a la Misión Bolivia Cochabamba con una reasignación temporal a la Misión Utah Ogden — dijo que los misioneros plantan semillas para que personas de todo el mundo vengan a su Salvador.

El élder Talbert dijo: “Por eso es realmente importante que no solo brindemos el conocimiento y la oportunidad de venir a Cristo con palabras, sino también con nuestras acciones”.

HISTORIA RELACIONADA
Missionaries help fight childhood hunger during Thanksgiving service project
La hermana Lori Budge habla antes que su esposo, el obispo L. Todd Budge, segundo consejero del Obispado Presidente, en un devocional en el Centro de Capacitación Misional de Provo en Provo, Utah, el martes, 28 de noviembre de 2023. | Adam Fondren, para Deseret News

El Salvador ‘es nuestro amigo perfecto’

En su último discurso en la conferencia general antes de su fallecimiento el 12 de noviembre, el presidente M. Russell Ballard, entonces presidente en funciones del Cuórum de los Doce Apóstoles, dijo: “Sé que Jesús es el Cristo. Él es nuestro Salvador, nuestro Redentor. Él es nuestro mejor amigo”.

La hermana Budge dijo, “¿No es sorprendente que no sólo tengamos un Redentor, sino también un amigo?” Continuó, “Jesucristo es nuestro compañero perfecto y constante. Me encanta esa idea; Él es nuestro amigo perfecto”.

Mientras servía como líder de una misión con su esposo, la hermana Budge visitó el templo con un grupo grande de misioneros. Vio una imagen del Salvador resucitado con los brazos extendidos.

“Me vino a la mente con tanta fuerza el pensamiento de que Él los estaba abrazando, que los amaba y que incluso decía: ‘Ellos son míos’. Élderes y hermanas, ustedes son suyos. Él los ama. Él los conoce. Y espero que a lo largo de su misión aprendan a conocerlo y amarlo aún más. Ésa será una de las mayores bendiciones de su misión”.

HISTORIA RELACIONADA
‘El amor es una elección’, dice el obispo Budge a los misioneros del CCM
BOLETÍN
Reciba los aspectos destacados de Church News gratis en su bandeja de entrada semanalmente. Escriba su dirección de correo electrónico a continuación.

Se donaron USD$10.4 millones de dólares a través de las máquinas de donativos ubicadas en 61 lugares en siete países.

La carta del 29 de febrero también da instrucciones de que sólo se lleve a cabo la reunión sacramental el Domingo de Pascua de Resurrección.

Los miembros de la presidencia general de la Sociedad de Socorro comparten su entusiasmo por el próximo evento que celebrará el aniversario — y el propósito — de la Sociedad de Socorro.

El Templo de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días en Manhattan, Nueva York, cerrará el 2 de marzo de 2024 para una extensa renovación que se espera que demore tres años.

Estas nuevos presidentes y directoras de obreras de templo han sido llamadas a prestar servicio por la Primera Presidencia. Comenzarán su servicio en septiembre o cuando se dediquen los nuevos templos.

Vea todo lo que sucederá en línea y en persona en RootsTech 2024, la conferencia de historia familiar más grande del mundo.